Saltar al contenido
Portada » Bob Proctor y sus consejos para despertar tu potencial y alcanzar el éxito

Bob Proctor y sus consejos para despertar tu potencial y alcanzar el éxito

Redacción | Activo$ Bolivia

Aún antes de las redes sociales, muchos oradores motivacionales lograban llegar al público de formas diversas. Uno de los más destacados e influyentes fue Bob Proctor, fallecido a inicios de febrero de este año a los 87 años, quien pasó los últimos 40 años de su vida aconsejando a las personas cómo crear estrategias para potenciar sus ideas, alcanzar el éxito y vivir vidas plenas.

Según el sitio www.systeme.io, el alcanzó un patrimonio neto de 20 millones de dólares, fue empresario, consejero y consultor empresarial, escritor y docente.

Nació el 4 de julio de 1934, en Ontario (Canadá). Abandonó la secundaria y a los 26 años se encontraba con varios trabajos ocasionales, tratando de llegar a fin de mes y preguntándose hacia dónde lo estaba llevando la vida.

Fue entonces cuando su vida cambió de rumbo. Encontró el libro titulado “Think and Grow Rich by Napoleon Hill” (Piense y hágase rico, de Napoleon Hill).

Bob Proctor, fue un reconocido orador motivacional, empresario y consultor.

Fue casi como si el libro lo hubiera encontrado a él, porque al igual que pasó con muchos otros antes, las palabras en el libro lo inspiraron y fue la motivación que necesitaba para destacar e ir más lejos en la vida.

Fue ahí cuando Proctor abrió su propia empresa, suministrando servicios de limpieza a compañías. Pronto, la empresa pasó de ganar unos pocos miles de dólares cada año a ganar 175 mil dólares al año.

Su negocio se extendió a numerosas ciudades alrededor del mundo, incluyendo Londres, Cleveland, Toronto, y Atlanta. 

También comenzó a trabajar con el autor y entrenador de desarrollo personal Earl Nightingale, en 1961.

Fue entonces que subió su rango social, fue promovido y, en poco tiempo, se convirtió en el vicepresidente comercial.

La idea de motivar a los demás

Aunque todavía continuaba en su trabajo, Proctor sentía la urgencia de querer compartir sus ideas y empezar a enseñar sobre el potencial y el éxito humano.

Arrancó con encubiertos seminarios motivacionales a lo largo de los Estados Unidos y Canadá.

Ahí fue cuando su carrera despegó en este campo y logró el privilegiado título de ser uno de los primeros expertos en generación de la riqueza.

Tenía una cualidad única para infundir esperanza y confianza entre sus lectores y audiencia.

Después de ahondar en la oratoria motivacional, Proctor lanzó una red de 19 compañías para proporcionar un amplio rango de servicios en desarrollo personal.

Después de convertirse en el CEO de “Life Success”, su popularidad se extendió amplia y rápidamente.

Sus clientes incluyen famosas personalidades como Ellen DeGeneres Larry King, e incluso apareció en sus shows.

En 2006, Proctor fue visto en la película The Secret. Así como en el Show Larry King Live, en donde habló sobre el concepto de autodesarrollo desde su perspectiva.

Enseñaba cómo deberíamos estar en la búsqueda de reconocer lo mejor de nosotros mismos y pulir esa versión, de manera que podamos seguir adelante en el camino al éxito

También enfatizó en la importancia de la imaginación y la creatividad, cómo estos son factores importantes para lograr la felicidad y ayudarnos a alcanzar nuestros sueños.

Cómo funciona la ley de la atracción

Entre sus numerosos logros, también sabemos que Bob Proctor es uno de los líderes expertos en la “ley de la atracción” que, explicada brevemente, plantea que si sentimos y visualizamos lo que queremos en nuestras vidas, empezamos a atraerlo hacia nosotros.

También expuso sus ideas sobre la ley de la vibración para explicar cómo podemos utilizar ambos conceptos para potenciar nuestras vidas.

Este concepto plantea que las personas que siempre temen a la enfermedad y hablan de la enfermedad, no pueden atraer el bienestar. Si te sientes gordo no puedes atraer ser delgado. Si te sientes pobre, no puedes atraer la prosperidad.

Si todo el tiempo hablas de enfermedades, entonces te conviertes en una víctima de la hipocondría crónica. Entonces, a menos que cambies los patrones de pensamiento sobre tu salud, continuarás atrayendo solo problemas de salud en la vida.

Pasa lo mismo con el dinero y el éxito. Si quieres hacerte rico, no te enfrasques en los problemas económicos y en tus carencias.

Si quieres comprender mejor la ley de la atracción, piensa en ti mismo como un imán que atrae hacia sí mismo el quid (la esencia) de lo que estás sintiendo o pensando.

Proctor explicaba que hubo varias personas exitosas en el mundo que no sabían cómo alcanzarían el éxito, pero que tenían la certeza de que lo lograrían.

La ley de la atracción juega un papel fundamental en todas las enseñanzas y seminarios de Proctor y es un tema presente en todas sus enseñanzas desde la década de los años 70.