Edwin Miranda V. / Activo$ Bolivia-La Paz

La Cámara Nacional de Comercio (CNC) alertó que los costos para la carga de importación de Bolivia subieron hasta en un 100% por falta de acuerdos entre la Administradora de Servicios Portuarios Bolivia (ASP-B) y la Empresa Portuaria Arica (EPA).

“El tema del cobro hacia nuestros importadores y exportadores por parte de ASP-B es muy fuerte. En algunos casos los costos por servicio de logística (subieron) 100%”, afirmó el presidente de la CNC, Rolando Kempff.

Recordó que la ASP-B fue concebida “para facilitar el comercio exterior, facilitar la importación y exportación de productos y eso es lo que tiene que hacer, facilitar el comercio, la logística del comercio exterior, y no cobrar cifras muy importantes al empresario que al final es un sobreprecio”.

Movimiento de carga en Puerto Arica, Chile.

Es más, Kempff dejó en claro que los costos altos que paga hoy el importador por la carga, tendrán que pasar después el ciudadano común que demanda productos.

“¿Quién paga es logística (más cara) al final? El ciudadano boliviano porque el costo final va endosado en los productos por lo que es un tema importante a resolver”, declaró el empresario.

Hace tres meses la ASP-B no llega a un acuerdo sobre tarifas con descuentos para la carga boliviana con la estatal chilena EPA que regenta la terminal marítima. Debido a esta situación los costos para el comercio exterior boliviano subieron significativamente, pues el concesionario privado del puerto, la Terminal Portuaria Arica (TPA), comenzó a cobrar precios sin rebajas a la carga boliviana desde el pasado 5 de agosto.

En respuesta, la ASP-B cobra los costos incrementados a los empresarios bolivianos más los precios por que cobra por su trabajo administrativo.

Preocupación nacional

Kempff reclamó una vez más al Gobierno soluciones para allanar un problema que es estrictamente administrativo, pero que está minando la competitividad del comercio exterior.

La situación llegó al límite, al punto de que el gerente general de la CNC, Gustavo Jáuregui, anunció que junto a la Cámara Nacional de Industrias (CNI), la Cámara Nacional de Exportadores (CANEB) y la Cámara Nacional de Despachantes de Aduana (CNDA) sostendrán una reunión nacional para evaluar lo que está pasando.

Entre tanto, Jáuregui instó a la ASP-B a “extremar esfuerzos” para llegar a un acuerdo de mutuo interés con EPA ya que “no hacerlo pone en riesgo la logística del comercio exterior”, advirtió.